“Ni socialistas, ni demócratas, ni europeístas”, Beatriz Talegón se va del PSOE…

“Ni socialistas, ni demócratas, ni europeístas”, Beatriz Talegón se va del PSOE…

Dice el scoop periodístico:

Talegón anuncia su baja del PSOE por traicionar a Grecia: “Ni socialistas,
ni demócratas, ni europeístas”

Después de varios meses en los que se ha mostrado crítica con la gestión del secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, Talegón ha dicho sentirse “aliviada” tras comunicar su decisión en su cuenta de la red social Twitter.

beatriztalegon

Atrás quedan años de militancia y meses de desencanto. La militancia del PSOE no es homogénea, obvio es, ya que coinciden en el partido funcionarios burócratas -parlamentarios, senadores, concejales, asesores..-, que han llegado al empleo público sin oposiciones ni siguiendo los principios de capacidad, mérito e igualdad en el acceso a la función pública, simplemente cooptados y seleccionados por su sumisión al jefe. Frente a estos -que podrían militar en el PP o en cualquier otro partido sin graves problemas de conciencia- sucede el drama de los militantes socialistas de corazón y de mente, -a los que admiro y respeto-, quiero decir de ideas y de compromiso social,  que ven a su partido cada vez más de todo que de socialista; de todo es de simple mercadotecnia de la idea, al dictado de la encuesta demoscópica que lleva a esta ETT a decantarse por una idea-propuesta o por su contraria en función de la aceptación por el electorado adocenado por los mass media y los telediarios.

La frase tiene su miga, amiga: “Ni socialistas, ni demócratas, ni europeístas”. Bueno, en realidad…

NI SOCIALISTAS. Eso es cierto, pero todo el mundo los sabe desde hace años,  que no lo son, hablando con el lenguaje de principios de siglo (pasado); que ya no son sindicalistas, ni jornaleros, mineros o linotipistas;  sino sillonistas y vividores de la política, que gobiernan solos o con quien se tercie con el prosaico objetivo de seguir manteniendo el empleo, que afuera hay mucho paro y hace frío.

NI DEMÓCRATAS. Con matices, Beatriz, ya que lo son cada cuatro años… siempre que el resultado les venga bien, pero pasan de democracias y de referendums si el agua así no les llega a su molino. Véase como reformaron el 135 CE con nocturnidad, alevosía y prisa sometiendo a todos los españoles a “Europa” y a la establidad presupuestaria frente a las políticas sociales yendo de la mano del PP y de otros partidos “europeos”. Eso sí fué un ejemplo de democracia; el Estado social al servicio de Estado de los mercados y de los inversores en deuda pública, y el español sin decir ni pío.

EUROPEISTAS.  Error, amiga, error. Europa es pura entelequia basada en territorios y estados. Gobiernos unidos en artificial armonía por el principio del libre mercado y la ley del máximo beneficio. Poca afinidad cultural, étcnica, de gustos y costumbres o de fin común tengo yo con un danés o con un búlgaro como tales, por poner un ejemplo. Hay ricos daneses y daneses pobres, o pobres españoles y españoles ricos, etc. y el Santander-Botín tiene sucursales en London, París, Lisboa y en cualquier ciudad importante de Europa. No hay “europeos” a secas, sino europeos “que viven bien” o “europeos que habitan en la miseria” full time, sean ingleses, búlgaros o portugueses. Y en los histórico, amiga,  cómo olvidar que Europa ha cambiado de estados, imperios, alianzas, credos y fronteras mil veces en los últimos 700 años.

En fin, bien venida al club de los escépticos con el PSOE y con la casta política institucionalizada, aunque te bastaba con argumentar que simplemente no son socialistas, sólo con eso ya te hubiera entendido todo el mundo. Porque aunque pongan al mando a vendedores de crecepelo y teóricos del lugar común y de la frase hecha, que se enrollan en la bandera como los forofos del atlético celebrando la liga y sean amigos de Valeria, el problema es que no son socialistas y, como dice la canción, y tú lo sabes…

(249)

FacebookTwitterGoogle+RedditGoogle GmailCompartir
joanmarti
Escriito por joanmarti

Abogado de profesión; juntaletras revoltoso de afición y aflicción, diletante del pensamiento embebido en la relatividad y la cuántica... No hay más.

Todavía no hay comentarios.

Nadie ha dejado un comentario para este post. Aun.

Leave a comment